Cáncer, leucemia y riego con aguas negras, provocará contaminación en el Atoyac

0
169

Problemas de salud pública que derivarán en cáncer o leucemia, consumo de productos del campo con riego de aguas negras y protestas sociales por falta del recurso hídrico, son parte de las consecuencias de la contaminación en el río Atoyac que generará la falta de intervención de las autoridades y la sociedad para mejorar el medio ambiente, destacaron miembros del Instituto de Investigaciones en Medio Ambiente (IIMA) de la Universidad Iberoamericana.

En conferencia de prensa, después de presentar el documental “Periferias: Los bordes de la esperanza”, en el que informaron que se exhibirán diversos enfoques la contaminación del afluente, estudios recientes y su impacto en la sociedad.

Francisco Valverde Díaz, director general del Medio Universitario, explicó que el documental producido por IBERO TV busca hacer conciencia a la sociedad y exhortar a los gobiernos locales que se enfoquen en resolver este problema y que no sea una costumbre “verlo como un drenaje”.

La contaminación que vamos teniendo en una zona tan importante como los asentamientos de la zona metropolitana de Puebla, en donde estamos viviendo a lado de un drenaje abierto. En eso deberíamos de poner énfasis, no seguir viviendo en esas condiciones 

Asimismo, María Eugenia Ibarrarán Viniegra, directora del IIMA, señaló que en el tema de la salud existen 2 millones de personas en riesgo y que se tienen pruebas de que los menores son víctimas de cáncer o leucemia, por su cercanía en el Atoyac.

También comentó que se prevén el aumento de las protestas por la falta de agua, por lo que debe de reforzarse las acciones para sancionar y también reparar con plantas tratadoras este recurso hídrico desde el sector industrial, así como las descargas municipales.

Sobre el empeño de las administraciones pasadas que invirtieron en estos proyectos, comentó que no existe un método que establezca si se cumplieron sus metas.

Gabriela Pérez Castresana, alertó que existen riesgos en 17 municipios aledaños a la zona del río Atoyac, debido a que ocupan el agua para riego, a pesar de sus altos contaminantes: “No sólo en el agua de riego existen ciento de bacterias patógenas, sino también se han detectado 50 contaminantes entre los que figuran compuestos y elementos cancerígenos para el humano”.

Los especialistas apostaron porque la sociedad y el gobierno trabajen coordinadamente en estrategias que permitan, en 50 años, disminuir de manera importante los contaminantes del río Atoyac.

Con información de El Sol de Puebla

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here